Aprende a descorchar el vino con esta pequeña guía

Aprende a descorchar el vino con esta pequeña guía

Lo que menos queremos a la hora de descorchar una botella de vino es que se nos riegue, nos caigan pedazos de corcho al interior de la botella, o lo que es peor, que se quiebre por un mal movimiento. Aprende a descorchar el vino como todo un experto para que esto no te pase.

Lo primero que debes tener a la mano es tu descorchador. Hay de muchos tipos: en forma de T, de mariposa, de rosca, de lámina, de pared, incluso eléctricos, entre otras clases.

Ahora, una vez que tengas el que más te guste, ten en cuenta lo siguiente para darle el mejor uso a tu descorchador:

  1. Quita el papel que se encuentra en la boca de la botella: puedes hacerlo con el mismo sacacorchos o con un cuchillo. La clave está en cortar justo por debajo del ‘gollete’ o ‘labio’ de la botella.
  2. Sujeta fuertemente la botella con tu mano e introduce el descorchador por la mitad del corcho. Comienza a girarlo mientras haces presión hacia adentro. Es importante que el descorchador quede recto para que el corcho no corra riesgo de romperse.
  3. Después de insertar el también llamado sacacorchos hasta el fondo, hálalo hacia arriba. Hazlo de forma progresiva (se recomienda que sea en dos etapas), para evitar que la botella se caiga o se quiebre.
  4. Cuando extraigas el corcho, pasa un paño por el cuello de la botella para limpiar las impurezas que haya podido dejar el corcho.
Otras cosas para no olvidar
  • Si el corcho de la botella está reseco al momento de extraerlo, puede ser que el vino se haya oxidado.
  • Cuando vayas a descorchar la botella, toma el corcho y huele la parte que estuvo en contacto con el vino; esto te permite verificar que esté en buen estado o detectar si tiene algún olor extraño (que puede indicar presencia de algún tipo de moho, por ejemplo). De ser así, abstente de consumir el vino. Sin embargo, bajo condiciones de almacenamiento óptimas y adquiriendo vinos de marcas reconocidas, esto posiblemente será lo último que te ocurra.

Ahora que sabes estas recomendaciones lo único que queda faltando es el que compres tu vino y empieces a practicar. Elige el que más te guste en nuestras tiendas Éxito y Carulla.